Noticias Actualidad en procesos industriales

Dele visibilidad a su trayectoria académica

Participe en la convocatoria de trabajos inéditos de Virtual Pro.

Publicar Ahora

2021-09-13¿Funcionan las alertas sobre contaminación atmosférica para cambiar el comportamiento y reducir la exposición?

BID |La Organización Mundial de la Salud considera la contaminación atmosférica como la primera amenaza ambiental para la salud en las Américas. En América Latina en 2010, fallecieron prematuramente más de 60.000 personas debido a la exposición al ozono y a las partículas finas. Y con factores como el creciente número de vehículos en las carreteras, la laxitud o inexistencia de las normas de emisiones y la mayor frecuencia de incendios forestales, se prevé un incremento en el número de fallecimientos causados por la contaminación atmosférica en la región.

Lo que podría marcar una enorme diferencia en este sombrío panorama sería la adopción de normas que restrinjan el tránsito de vehículos en zonas urbanas densas, un mejor control de las emisiones y cambios en el uso de estufas y sistemas de calefacción contaminantes, entre otras medidas. También podrían contribuir, en este sentido, innovaciones con visión de futuro en el transporte público, los vehículos eléctricos y el diseño de espacios aptos para ciclistas y peatones. Pero estas soluciones tardan en aplicarse, por lo que hasta que la contaminación pueda reducirse drásticamente, un aumento en los comportamientos que eviten la exposición a la contaminación podría proteger a las personas de sus efectos nocivos. 

Un experimento de recordatorios y alertas sobre la contaminación atmosférica

Para adoptar un comportamiento de evitación eficaz, los ciudadanos necesitan información sobre los días en los que es probable que haya una alta contaminación y necesitan formas de cambiar los comportamientos a fin de reducir su exposición. Realizamos un ensayo de control aleatorio en Ciudad de México buscando estudiar los efectos del suministro de alertas sobre la contaminación atmosférica y de mensajes recordatorios de información sobre la contaminación atmosférica en los hogares y el comportamiento para evitarla. 

Los resultados de nuestro estudio sugieren que en aquellas ciudades con un largo y conocido historial de alta contaminación atmosférica, como Ciudad de México donde los niveles de contaminación del aire con frecuencia superan los recomendados por la Organización Mundial de la Salud, la población ya está preocupada por la calidad del aire. De hecho, durante nuestra encuesta inicial, cerca del 95% de los encuestados indicaron que la contaminación atmosférica constituye un problema o un problema grave en la ciudad.  En estos contextos, la información sobre la contaminación atmosférica que no sea frecuente y significativa resulta poco eficaz. Incluso las alertas que aumentan la prominencia de la contaminación atmosférica pueden tener efectos limitados en la exposición de las personas a ella. 

Durante la encuesta que realizamos al comenzar el experimento, los hogares fueron distribuidos aleatoriamente en cuatro grupos de tratamiento y sus respectivos grupos de control: (1) un 50% más de compensación por completar la encuesta inicial, (2) una máscara protectora gratuita, (3) una suscripción de un año a alertas SMS sobre la calidad del aire, desglosada por contaminantes y (4) una suscripción de un año a recordatorios mensuales SMS sobre las tendencias de la contaminación y las conductas a evitar. También medimos la disposición de los participantes a pagar por la suscripción de un año a alertas SMS sobre la calidad del aire después de revelarles su nivel de compensación y si recibirían una máscara protectora gratuita, pero antes de revelarles si recibirían las alertas sobre la calidad del aire o los recordatorios SMS.

El grupo de una mayor compensación aumentó su disposición a pagar por las alertas sobre la calidad del aire, lo que indica que la cantidad de la compensación o el dinero en efectivo en mano influyó en la disposición a pagar. El hecho de recibir una máscara protectora gratuita no tuvo un efecto significativo en la disposición a pagar por las alertas sobre la calidad del aire. Los hombres, los jóvenes y los encuestados con mayores ingresos tenían mayor disposición a pagar por las alertas SMS sobre la calidad del aire, lo que implica que es probable que la disposición a pagar por las alertas sobre la calidad del aire aumente con el tiempo a medida que las cohortes más jóvenes constituyan una mayor proporción de la población y los ingresos aumenten. También encontramos que aquellos encuestados que percibieron una alta contaminación en los días anteriores tenían una mayor disposición a pagar por alertas SMS sobre la calidad del aire, pero esa disposición a pagar no está correlacionada con la realidad de alta contaminación en los últimos días. 

Impactos en la información y en el comportamiento de evitación

Aproximadamente cinco meses después de la encuesta inicial dimos seguimiento a los hogares para medir la información sobre la contaminación atmosférica y el comportamiento de evitación. Resultados preliminares sugieren que los hogares del grupo de tratamiento de alertas eran conscientes de las alertas, y estas aumentaron la importancia de la contaminación atmosférica para ellos. Dichos hogares eran más propensos a afirmar que recibían información sobre la contaminación atmosférica a través de alertas SMS y eran menos propensos a declarar que recibían información sobre la contaminación atmosférica a través de la televisión. Esos mismos hogares del grupo de tratamiento de alertas también eran más propensos a informar que hubo un día de alta contaminación atmosférica durante la última semana, pero no eran más precisos en la identificación de los días recientes de alta contaminación (días en los que habían recibido una alerta SMS).

Resultados preliminares sugieren que los hogares del grupo de tratamiento de alertas y del grupo de tratamiento de máscara gratuita tenían más probabilidades de adoptar un comportamiento de evitación de la contaminación, pero era poco probable que estos cambios de comportamiento redujeran significativamente su exposición a la contaminación del aire ambiente. Los hogares del grupo de tratamiento de alertas eran más propensos a informar que habían cambiado su comportamiento en el último día de alta contaminación percibida, y los hogares que recibieron una máscara protectora eran más propensos a informar que habían utilizado una en las dos semanas anteriores, pero no eran más propensos a informar que habían utilizado una máscara en los días específicos con carga elevada de partículas. Estos resultados también indican un aumento de la prominencia general de la contaminación atmosférica para los hogares del grupo de tratamiento de alertas.

A diferencia de las alertas, los recordatorios no eran lo suficientemente frecuentes o destacados como para aumentar la prominencia de la contaminación atmosférica en la mente de los ciudadanos. El tratamiento de recordatorios no tuvo ningún efecto en la información sobre la contaminación atmosférica ni en el comportamiento de evitación de los hogares.

Limitaciones de las alertas sobre la contaminación atmosférica

Es evidente que las alertas sobre la contaminación atmosférica no transmiten toda la información que deberían transmitir. Aunque la información puede proporcionarse a través de tecnologías de la información y la comunicación a bajo costo, es posible que estas políticas no cambien el comportamiento de una forma que logre proteger a la población. Esto es coherente con los hallazgos de que el programa de mensajes informativos sobre la contaminación en Canadá tuvo efectos limitados en la información y el cambio de comportamiento, y que los empujoncitos de información que pretendían reducir la asunción de riesgos durante la pandemia Covid-19 también se quedaron cortos, sobre todo en aquellos contextos en los que ya existía una conciencia significativa sobre el problema.

Cambiar el comportamiento mediante una mayor sensibilización es una labor difícil, especialmente cuando las personas tienen capacidad de atención limitada e intereses contrapuestos. La contaminación atmosférica sigue teniendo efectos devastadores en América Latina y el Caribe en materia de bienestar, productividad y mortalidad, por lo que se pueden requerir políticas más paternalistas para salvaguardar a los ciudadanos y a la sociedad.

BID
Autor
BID

Banco Interamericano de Desarrollo (BID). Trabajamos para mejorar la calidad de vida en América Latina y el Caribe. Ayudamos a mejorar la salud, la educación y la infraestructura a través del apoyo financiero y técnico a los países que trabajan para reducir la pobreza y la desigualdad. Nuestro objetivo es alcanzar el desarrollo de una manera sostenible y respetuosa con el clima. Con una historia que se remonta a 1959, hoy somos la principal fuente de financiamiento para el desarrollo para América Latina y el Caribe.


2021-10-25
El reto de cero emisiones en 2050 para limitar el cambio climático a 1,5°C no tiene precedentes históricos

A pocos días del comienzo de la cumbre del clima de la ONU COP26 en Glasgow (Reino Unido), la revista One Earth publica un estudio en el que recoge que los casos más rápidos de reducción de combustibles fósiles se produjeron cuando el petróleo fue sustituido por el carbón, el gas o la energía nuclear. Sin embargo, esto respondió a las amenazas a la seguridad energética y no a su impacto climático como ahora.

2021-10-23
Cómo impulsar la innovación financiera y la inversión para las soluciones basadas en la naturaleza en América Latina y el Caribe

América Latina y el Caribe es una potencia de biodiversidad, que alberga más del 40% de la biodiversidad del mundo, el 12% de sus bosques de manglares, el 10% de sus arrecifes de coral y la mayor extensión de humedales. También se enfrenta a una necesidad ineludible de mejorar su protección y gestión, especialmente frente al cambio climático. América Latina y el Caribe perdió más bosques primarios tropicales que cualquier otra región del planeta en 2019, y la urbanización ha expuesto a unos 160 millones de personas en la región al riesgo de inundaciones urbanas. Debido a que las economías de la región se basan en gran medida en los recursos naturales, estos cambios ponen en riesgo el crecimiento económico de la región y el bienestar de la comunidad.

2021-10-21
El 91% de las tierras de pueblos indígenas y comunidades locales están ecológicamente en buen estado, revela estudio

El 91% de las tierras de los pueblos indígenas y las comunidades locales se encuentra en buenas o moderadas condiciones ecológicas, revela un estudio elaborado por 30 expertos en conservación en colaboración con líderes indígenas y organizaciones de derechos humanos

2021-10-21
Los gobiernos planean seguir produciendo combustibles fósiles en grandes cantidades, pese a sus compromisos en el Acuerdo de París

Un nuevo informe de la agencia medioambiental de la ONU revela que los países todavía tienen planes de producir grandes cantidades de combustibles fósiles durante las dos próximas décadas pese a sus promesas de trabajar para lograr la neutralidad de emisiones de carbono y así limitar el incremento de la temperatura global.

2021-10-18
EL 95% de los plásticos de los invernaderos solares ya se recicla

Una vez cumplido su ciclo de vida, la gran mayoría de las cubiertas plásticas se llevan a plantas de reciclaje y se reutilizan hasta en un 80% para elaborar contenedores, mobiliario urbano, bolsas y otros utensilios, según la asociación de agricultores APROA.

2021-10-15
WWF publica recomendaciones para la implementación del Pacto de Leticia en un contexto de recuperación económica verde, justa y resiliente

En septiembre de 2019, los líderes de siete países amazónicos se reunieron en Leticia, Colombia y firmaron el Pacto de Leticia por la Amazonía. Este documento representa un importante compromiso político para coordinar esfuerzos y respuestas ante la crisis actual que atraviesa la Amazonía e incrementar la colaboración regional para proteger el bosque tropical más grande del mundo.