Noticias Actualidad en procesos industriales

Dele visibilidad a su trayectoria académica

Participe en la convocatoria de trabajos inéditos de Virtual Pro.

Publicar Ahora

2020-12-14Proteger la biodiversidad y promover el manejo sostenible: el trabajo de la FAO en materia de suelos

FAO |En 2020, la Oficina Regional de la FAO participó en la elaboración del Informe global sobre el estado del conocimiento de la biodiversidad del suelo, y capacitó a más de 30 países en el mapeo e interpretación de datos sobre salinidad y carbono orgánico.

Durante el 2020, la Oficina Regional de la FAO participó en la elaboración del informe global sobre biodiversidad de suelos, capacitó a más de 30 países de América Latina y El Caribe en la protección de la biodiversidad y en la promoción del manejo sostenible de suelos, y ayudó a pequeños productores ganaderos del Arco Seco de Panamá a implementar buenas prácticas.

“El manejo inadecuado de los suelos es una de las causas principales de su degradación. La FAO ha propuesto directrices voluntarias para su gestión sostenible. Los ecosistemas naturales son parte integral de los sistemas agroalimentarios, y por eso es vital su cuidado y protección. Un medioambiente sano es la base para la producción sostenible y el crecimiento”, explica Inés Beernaerts, oficial de tierras y aguas de la FAO.

Expertos de la Alianza Mundial por el Suelo de América Latina y El Caribe de la FAO, participaron en la elaboración del Informe del estado del conocimiento sobre la biodiversidad del suelo: situación, desafíos y potencialidades: este documento contiene el mayor análisis disponible sobre el suelo y sus funciones y servicios ecosistémicos, incluyendo producción de alimentos, almacenamiento y purificación de agua.

Dicho informe identifica amenazas para los suelos de la región, tales como la deforestación e incendios en bosques de coníferas, y en bosques latifoliados (de hojas anchas y árboles frondosos) en localidades de Chile, Argentina y México.

Otra amenaza destacada por el informe son los efectos del cambio climático, como la erosión y los deslizamientos que afectan la biodiversidad del suelo y los ecosistemas en las zonas con pastizales y matorrales de la cordillera de Los Andes en Ecuador, Colombia, Perú, Venezuela, Argentina, Chile, Bolivia, Perú, México y Guatemala.

El informe también destaca que praderas tropicales y subtropicales de la región han sido ocupadas extensamente para usos agrícolas y pastorales, así como para la minería, reduciendo enormemente la cobertura del suelo original, e impactando sobre la biodiversidad subterránea.

Esto ha ocurrido en zonas de Brasil y Bolivia, en el Chaco de Paraguay y Argentina, en los Llanos de Venezuela y Colombia, así como en parte de la costa Pacífico hasta el Golfo de México.

Foco en los territorios más necesitado

Otra línea de trabajo en suelos que ha impulsado la FAO, ha sido la labor en los territorios rezagados, para llegar con ayuda concreta a pequeños productores de la región. Un ejemplo se dio este año en las cuencas hidrográficas de Parita y Tonosí, en el Arco Seco de Panamá.

En dichas comunidades, la FAO, en conjunto con el Ministerio de Ambiente de ese país, y con apoyo del Fondo para el Medio Ambiente Mundial (GEF, por sus siglas en inglés), implementó un plan de trabajo que implicó el desarrollo de un marco de apoyo en la toma de decisiones, y la réplica de buenas prácticas de manejo sostenible de suelos y recursos hídricos.

Con esto, se logró prevenir, reducir y restaurar la degradación de los suelos de fincas de pequeños ganaderos y productores.

Capacitación en salinidad en suelos

Los suelos con altas concentraciones de sales, retienen el agua limitando su intercambio con nutrientes en las plantas y en sus raíces. La alta salinidad, impacta en la productividad agrícola, en la calidad del suelo y en el agua.

Por ello, este año se capacitaron de forma virtual a más de 30 países de América Latina y El Caribe en el mapeo digital de la salinización de suelos. Los talleres fueron dirigidos a representantes de organizaciones públicas y privadas ligadas al sector silvoagropecuario.

Captura de carbono orgánico

Según el informe El cambio climático y la tierra, del Panel Intergubernamental de Expertos en Cambio Climático, el aumento del carbono orgánico del suelo proporciona beneficios a largo plazo en cuanto a la adaptación y a la mitigación del cambio climático, la biodiversidad y la mejora de las funciones y los servicios ecosistémicos.

Por ello, desde la FAO se está trabajando en el mapeo de zonas rurales con potencial de secuestro de carbono orgánico, es decir, en suelos que pueden retener dicho elemento que se relaciona con el rendimiento sostenido de los cultivos y con un mayor equilibrio en términos de biodiversidad.

A través de modelización, análisis de datos, e interpretación cartográfica, se busca promover el seguimiento por un período de 20 años, mientras se adoptan prácticas de gestión sostenible del suelo, orientadas a aumentar los aportes de carbono en tierras de cultivo y pastizales.

Asimismo, a través del proyecto regional, “Apoyo a la cooperación regional para la gestión climática de los ecosistemas agrícolas con énfasis en agua y suelo”, lanzado hace dos semanas, 18 países de la región implementarán los datos de los mapas de suelos realizados y validarán las herramientas propuestas por la FAO para la evaluación del manejo sostenible del suelo y del potencial de captura de carbono.

Este conocimiento, será traspasado a pequeños y medianos agricultores, a fin de que puedan interpretar los datos, ayudándolos así a la toma de decisiones sobre el manejo sostenible de los suelos.

Además, en El Caribe se ha impulsado la iniciativa SOILCARE, de cuidado de suelos, que comenzará su implementación el 2021. Con fondos GEF por más de USD 8 millones y USD 24 millones de cofinanciamiento, se busca alcanzar metas de degradación neutral y resiliencia climática, que beneficiará a más de 5.000 personas.

Suelos de América Latina y El Caribe

En términos de recursos naturales, América Latina y el Caribe es una de las regiones más ricas del mundo. Con un 8% de la población mundial, tiene el 23% de las tierras potencialmente cultivables, 12% de la tierra actualmente cultivada, 46% de los bosques tropicales del mundo y el 31% del agua dulce del planeta.

Una parte significativa de estas áreas está afectada por procesos de degradación, por el cambio climático y la presión humana.

FAO
Autor
FAO

La FAO es la agencia de las Naciones Unidas que lidera el esfuerzo internacional para poner fin al hambre. Nuestro objetivo es lograr la seguridad alimentaria para todos, y al mismo tiempo garantizar el acceso regular a alimentos suficientes y de buena calidad para llevar una vida activa y sana. Con más de 194 Estados miembros, la FAO trabaja en más de 130 países. Todos podemos desempeñar un papel importante en la erradicación del hambre.

Empresas destacadas

Productos destacados